La era de Oslo finalmente ha terminado, pero a partir de aquí sólo se pone peor

Publicado: 27 septiembre, 2018 en BDS – ¿Porqué BOICOTEAR a Israel?, israel estado terriorista, Israel-sionismo = racismo
Etiquetas:, ,

Artículo original en +972

por Michael Schaeffer Omer-Man              Trad. Pamagal

Screen Shot 2018-09-26 at 13.38.43

El primer ministro israelí Issac Rabín, el presidente de Estados Unidos Bill Clinton y el Presidente de la OLP Yasser Arafat en la firma de los Acuerdos de Oslo en la Casa Blanca el 13 de septiembre de 1993. (Vince Musi/The White House)

En teoría, el final de Oslo debería ser un acontecimiento bienvenido. En la práctica, hay muy poco que celebrar.

Hay algo inquietante en la forma en que se conmemora el 25 aniversario de la firma de los Acuerdos de Oslo, ni panegírico ni anhelo y sin que nadie tenga idea de lo que sigue ahora en adelante. De todas maneras, hay algo que es diferente este año. Con la excepción de Jason Greenblatt, ya nadie está rindiendo homenaje a la palabrería y falsas promesas de un proceso de paz.

En teoría, eso sería un acontecimiento bienvenido. El proceso de Oslo y el legado que dejó en el terreno han hecho mucho más daño que beneficio. Al crear la fachada de autonomía y de la Autoridad Palestina[1], que podría decirse que se ha convertido en poco más que un subcontratista del ejército israelí, la ocupación es mucho más sustentable para israel hoy de lo que fue hace un cuarto de siglo.

Al dejar tras de sí décadas de procesos de paz que no llegaron a nada, Oslo también ayudó a israel a evitar la presión internacional para terminar con la ocupación o para otorgarles a los palestinos los mismos derechos. En ese sentido, Oslo le dio legitimidad internacional durante toda la segunda mitad de la dictadura de 51 años de israel sobre los palestinos.

En la práctica, sin embargo, hay poco que celebrar. La política de la Casa Blanca de Trump para Medio Oriente ha sido incautada por John Bolton, quien rápidamente está trabajando en una lista de control (checklist) diseñada para desmantelar la simple idea de Palestina e incluso del pueblo palestino. (Durante mucho tiempo, Bolton ha abogado por darle grandes porciones de Cisjordania a Jordania, permitiendo a israel retener cualquier cantidad de porciones que le plazca, y toda la Franja de Gaza a Egipto.)

Trump no está intentando crear un acuerdo marco para una negociación de asentamientos como lo hicieron las cinco administraciones previas. Trump y su equipo están tratando de sentar las bases para una resolución impuesta al conflicto, una que tenga cada una de las demandas de israel y que socave e invalide casi cada postura palestina.

Screen Shot 2018-09-27 at 12.03.51

El asesor de Seguridad Nacional de Estados Unidos, embajador John Bolton, en una conferencia de prensa en Jerusalén, el 22 de agosto de 2018. (Yonatan Sinde/Flash90)

En meses recientes la Casa Blanca declaró que “sacaba a Jerusalén de la mesa” (de negociaciones, N. de T.) al reconocerla como la capital de israel y al trasladar ahí su embajada. Está intentando neutralizar toda la cuestión de los refugiados palestinos al definirlos como no existentes. Washington está tratando de obtener por la fuerza el total cumplimiento y obediencia de los líderes palestinos al cortar casi todo el financiamiento para el gobierno palestino y los servicios sociales básicos provistos por la Naciones Unidas. Y el último movimiento del equipo de Bolton, amenazando sanciones en contra de la Corte Penal Internacional (ICC por sus siglas en inglés) y cerrando la misión palestina en Washington, tiene como objetivo neutralizar cualquier ventaja restante y camino para la justicia que Palestina tenga en la escena internacional.

En teoría, demantelar el legado de Oslo, tanto en la mente de los políticos como de las instituciones estructurales que dejó en el suelo, puede ser algo bueno. En la práctica, estamos reemplazando un plan de paz fallido e imperfecto con un enfoque similar al Muro de Hierro de Jabotinsky [2]: que israel sólo puede hacer la paz con los árabes después de derrotarlos tan brutal y definitivamente que pierdan todos y cada uno de los fragmentos restantes de esperanza.

En israel hemos crecido acostumbrados a este tipo de retórica de los más altos niveles del gobierno. Hace algunos años, el Ministro de Educación Naftalí Bennet declaró: “Un estado palestino es su esperanza… Si detenemos esa esperanza, la motivación para el terrorismo caerá.” Hace unas semanas, el primer ministro Netanyahu dijo: “Los débiles se desmoronan, son masacrados y son borrados de la historia mientras que los fuertes, para bien o para mal, sobreviven. El fuerte es respetado y las alianzas se hacen con los fuertes y al final la paz se hace con el fuerte.”

Por supuesto, este no es un sentimiento nuevo; es el verdadero soporte de la visión del mundo de la derecha israelí, que se remonta a su precursor ideológico, Jabotinsky. Lo que es nuevo, es que israel no sólo tiene protección diplomática en la administración Trump para empezar a hacer realidad esa estrategia, sino que tiene a la única superpotencia mundial que de hecho la implementa en nombre de israel.

Es fácil culpar a Trump o a Bolton por los pasos que han tomado el año pasado. Pero no están actuando solos. Son ambas cámaras del congreso quienes sentaron las bases legislativas para todas y cada una de estas medidas. Casi cada cambio político, desde el traslado de la embajada, hasta el cierre de la misión de la Organización para la Liberación de Palestina,OLP, al retiro de fondos a grandes sectores de la Autoridad Palestina y de la UNRWA [3] hasta amenazar a la ICC, ha sido legislado por el Congreso durante décadas.

Es importante que lo recordemos porque demuestra qué tan profundo debe llegar el cambio en el sistema político estadounidense si alguna vez vamos a ver a los Estados Unidos actuar verdaderamente para lograr justicia y derechos básicos para el pueblo palestino. Irónicamente, al cambiar este apoyo incondicional para israel en un asunto de partidos en los Estados Unidos, Trump y Netanyahu han comenzado a plantar las semillas para ese preciso tipo de cambio.


[1] La Autoridad Palestina (AP) o Autoridad Nacional Palestina (ANP) es una administración autónoma (¿?) que gobierna desde 1994 parte de Cisjordania. Se estableció en 1994 en los Acuerdos de Oslo firmados entre la Organización para la Liberación de Palestina y el gobierno israelí. Según estos Acuerdos la AP controla la seguridad y administración civil en las áreas urbanas palestinas, es decir, el “Área A” y tiene control civil en las zonas rurales palestinas “Área B”. Todos los territorios restantes, incluyendo los asentamientos israelíes, la región del Valle de Jordán y las conexiones de carreteras entre comunidades palestinas, permanecen bajo el exclusivo control israelí (“Área C”). La Franja de Gaza está gobernada por el partido Hamás a partir de las elecciones de 2007 en las que Mahmoud Abbas (presidente de la AP) perdió la elección.

[2] El Muro de Hierro es un ensayo escrito por Ze’ev Jabotinsky en 1923. Lo escribió después de que el Secretario Colonial del Reino Unido, Winston Churchill, prohibiera un asentamiento sionista en el banco oriental del río Jordán, y creó el partido revisionista después de escribirlo. Jabotinsky argumentaba que los árabes palestinos no aceptarían una mayoría judía en Palestina y que la “colonización sionista o bien debería terminar o continuar sin considerar a la población nativa. Lo que significa que sólo puede desarrollarse bajo la protección de una potencia que sea independiente de la población nativa, detrás de un muro de hierro, que la población no pueda traspasar.” (N. de T.)  Wikipedia Iron Wall

[3] UNRWA, United Nations Relief and Works Agency for Palestine. En español se llama Agencia de Naciones Unidas para los Refugiados de Palestina en Oriente Próximo. (N. de T.)

 

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s