El campo de concentración de Gaza es una catástrofe humanitaria